Las infecciones respiratorias por neumococo son la causa más común de la neumonía bacteriana

Costa Rica. 9 de noviembre de 2022.- Las infecciones respiratorias agudas (IRA) son enfermedades que afectan las vías respiratorias del ser humano, suelen desarrollarse en un periodo menor a 15 días y en muchas ocasiones, pueden desencadenar una neumonía.1 Estas infecciones suelen suceder por el contagio con un virus o por una combinación de virus y bacterias, siendo el neumococo la causa más frecuente de neumonía bacteriana adquirida en la comunidad.2y3

Las IRA son una de las razones más comunes de consulta médica e ingreso a los hospitales, especialmente en los servicios pediátricos, y pueden poner en riesgo la salud pública de un país.1,2y3 Son la causa principal de mortalidad y morbilidad por enfermedad infecciosa en el mundo; específicamente, cerca de 4 millones de personas mueren cada año por este tipo de padecimientos, afectando en mayor proporción a niños entre los 0 y 5 años y a los adultos mayores.2y3

Las infecciones respiratorias suelen clasificarse de acuerdo con su ubicación; es decir, pueden ser de las vías superiores o altas (oído medio, fosas nasales y senos paranasales) o de las vías inferiores o bajas (bronquios, alveolos, broquiolos y la tráquea), dentro de las cuales destaca la neumonía.4 En ambos casos, son contagiosas y se propagan rápidamente entre las personas.2 (Ver recuadro: Identifique los síntomas).

Según detalló la doctora Lenny Figueroa, líder médica de Vacunas para Pfizer Centroamérica y Caribe (CAC), existen ciertos factores que pueden causar que una persona se contagie con un virus o una bacteria más fácilmente y desencadenar una infección respiratoria aguda, tales como la edad, desnutrición, los lugares con alta concentración de gente, altos cambios de temperatura, la contaminación, las infecciones del pasado, la falta de lactancia materna y tener un esquema de vacunación incompleto, entre otros.1

“En Pfizer consideramos que el mejor momento de detener una bacteria o un virus es antes de que infecte a la persona. Por eso, en una era de enfermedades infecciosas y posibles rebrotes, en donde miles de niños y adultos no tienen sus esquemas de vacunación completos, resulta importante la aplicación de precauciones básicas para la prevención y el control de este tipo de enfermedades, como lo son las vacunas y el lavado de manos, en búsqueda de una atención de salud segura”, continuó la doctora Figueroa.

El modo general de transmisión de la mayor parte de las IRA es a través de las gotitas producidas al toser o estornudar y por contacto.2y5 En el caso de la neumonía, las bacterias y virus que se encuentran en la garganta o nariz también pueden infectar los pulmones cuando las personas los inhalan.5

Otros agentes causales de infecciones respiratorias y neumonía

Adicional al neumococo -también causante de meningitis e infecciones de oído medio-,6 existen otros microorganismos que pueden desencadenar una infección respiratoria aguda y en ocasiones, neumonía, como lo son la influenza y el virus sincitial (este en niños menores de 5 años).4y5

Por su parte, los rinovirus, adenovirus y diversos tipos de coronavirus pueden provocar una rinofaringuitis (resfriado común), la cual constituye cerca del 50% de las infecciones respiratorias superiores.4 Otros tipos de infecciones respiratorias agudas pueden ser sinusitis, bronquiolitis, faringoamigdalitis aguda y el síndrome respiratorio agudo severo producido por el virus SARS-CoV.3y4

Prevenir para evitar nuevos brotes

Las infecciones respiratorias agudas, como la neumonía, pueden prevenirse con la puesta en práctica de diversas medidas a nivel personal y comunitario, dentro de las cuales destaca vacunarse y velar porque los esquemas estén completos.4y7 “A nivel mundial, existen dos medidas que han tenido un gran impacto en la salud pública: son la potabilización del agua y la vacunación. Las vacunas son la manera más eficaz de prevenir enfermedades y rebrotes de las mismas; son seguras y pueden proteger a la persona de hospitalizaciones, cuadros graves o hasta de la muerte”, comentó la doctora Figueroa.

De acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud (OPS), la pandemia por COVID-19 causó el mayor retroceso ininterrumpido de la vacunación en 30 años, generando que 25 millones de niños lactantes no recibieran sus vacunas. Por eso, resulta necesario que tanto niños como adultos asistan a vacunarse o de lo contrario, podrían presenciarse más personas enfermas, un incremento en brotes de enfermedades prevenibles por vacunación y sistemas de salud sobrecargados.8

Otras maneras de proteger la salud de niños y adultos es evitar el contagio con personas enfermas, cubrirse la boca y la nariz al estornudar o toser, mantener el lavado de manos constante y en el caso de los bebés, promover la lactancia materna para reforzar su sistema inmune. Asimismo, tener una buena nutrición y hábitos saludables de adulto, limitar el contacto con el humo del cigarrillo, fomentar una higiene correcta para evitar hogares hacinados y reducir la contaminación del aire en interiores.4,5y7

En caso una persona contraiga una infección respiratoria aguda, los tratamientos suelen incluir antibióticos y antivirales, dependiendo del tipo de enfermedad. Solamente si el paciente presenta gravedad, se requerirá hospitalización.1y5

“Si bien, al día de hoy miles de personas se han visto beneficiadas por las vacunas, nuestro trabajo como empresa enfocada en el paciente aún continúa. Muchos virus y bacterias todavía representan un riesgo para la salud pública, por lo que en Pfizer continuamos investigando y desarrollando innovaciones para sumar, a futuro, más vacunas aprobadas que combatan a estos microorganismos”, concluyó la doctora Lenny Figueroa.

Pfizer Inc.: Avances que cambian la vida de los pacientes  

En Pfizer, aplicamos la ciencia y nuestros recursos globales para llevar a las personas terapias que extienden y mejoran significativamente sus vidas. Nos esforzamos por establecer el estándar de calidad, seguridad y valor en el descubrimiento, desarrollo y manufactura de productos para el cuidado de la salud. Nuestro portafolio global incluye medicamentos y vacunas de los más conocidos en el mundo. Cada día, los colegas de Pfizer trabajamos a lo largo de mercados desarrollados y emergentes para aumentar el bienestar, la prevención, los tratamientos y las curas que retan a las más temidas enfermedades de nuestros tiempos. Consistente con nuestra responsabilidad como una de las principales compañías biofarmacéuticas e innovadoras del mundo, colaboramos con los profesionales de la salud, gobiernos y las comunidades locales para apoyar y expandir el acceso a la atención de la salud confiable y accesible alrededor del mundo. Por más de 170 años, hemos trabajado para hacer la diferencia para todos aquellos que confían en nosotros. Para más información, por favor visítenos en www.pfizer.com y síganos en las redes sociales a través de nuestra página en Facebook: Pfizer Centroamérica y Caribe.

Fuentes

  1. Top doctors España. Infección respiratoria por el doctor Ignacio Manrique Martínez. Publicado 29 de diciembre de 2015. Disponible en https://www.topdoctors.es/diccionario-medico/infeccion-respiratoria Último acceso en octubre de 2022.
  2. Paho.org. Prevención y control de las infecciones respiratorias agudas con tendencia epidémica y pandémica durante la atención sanitaria. Publicado en 2014. Disponible en https://www.paho.org/hq/dmdocuments/2014/2014-cha-prevencion-control-atencion-sanitaria.pdf Último acceso en octubre de 2022.
  3. OMS. Centro de tratamiento de infecciones respiratorias agudas graves. Publicado en marzo de 2020 Disponible en https://apps.who.int/iris/bitstream/handle/10665/331860/WHO-2019-nCoV-SARI_treatment_center-2020.1-spa.pdf Último acceso en octubre de 2022.
  4. FIFARMA.org. Las infecciones respiratorias agudas (IRA): entre las principales causas de muerte en el mundo. Publicado el 24 de agosto de 2021. Disponible en https://fifarma.org/es/las-infecciones-respiratorias-agudas-ira-entre-las-principales-causas-de-muertes-en-el-mundo/ Último acceso en octubre de 2022.
  5. OMS. Neumonía. Publicado el 11 de noviembre de 2021. Disponible en https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/pneumonia Último acceso en octubre de 2022.