San Carlos goleó 3-0 a Alajuelense en el Carlos Ugalde con doblete de Alberth Villalobos y otro gol de Álvaro Saborío, lo que deja a los manudos todavía más lejos de la zona de clasificación. Los norteños suben al liderato momentáneo.

Tras de cuernos palos para la Liga. No solo cayó en el Carlos Ugalde y empinó muchísimo más su camino a zona de clasificación, sino que sumó un lesionado más: su goleador Róger Rojas, por una lesión muscular que lo obligó a salir de cambio al 28’, y también se fue expulsado el volante Luis Garrido al 89’.

Fue una noche para el olvido para los manudos. Apenas remató dos veces a marco y evidenció sus problemas -muy serios- en defensa, situación que aprovecharon los norteños para someter a los rojinegros a placer.

El primer tanto del juego de Alberth Villalobos al minuto 12’ fue un claro ejemplo de la crisis que vive Alajuelense. Un pelotazo del arquero local Marco Madrigal terminó en el lindero del área manuda, y en una pésima comunicación entre Porfirio López y José Miguel Cubero este último terminó por ceder terreno, para que un astuto Villalobos colocara potente remate imposible para Patrick Pemberton.

En el segundo tiempo Alajuelense intentó la reacción y encimó a los norteños, al punto de encontrar un espacio en la táctica fija, pero que para su mala suerte el balón se estrelló caprichosamente en los dos postes verticales, tras un cabezazo de José Miguel Cubero.

San Carlos, en contraparte, supo manejar muy bien los tiempos de partido y soportó la presión manuda, gracias a la experiencia que acumulan ya los jugadores norteños.

El triunfo deja a San Carlos en el primer lugar del Torneo de Clausura con 2 puntos, eso sí, a la espera de lo que hagan este domingo Grecia, Saprissa y Pérez Zeledón.

Por su parte, Alajuelense se estanca en la sétima posición con 16 puntos, a 8 del cuarto lugar momentáneo que es Saprissa, y a la espera de lo que hagan Limón, Herediano y Santos este domingo, que podrían bajar todavía más a los manudos en la tabla.