Con Lionel Messi entre los titulares, Barcelona se presenta en Italia para enfrentar a Roma, por los cuartos de final de vuelta de la Champions League. Con la tranquilidad de haber ganado 4 a 1 en el Camp Nou, los catalanes quieren meterse entre los cuarto mejores del torneo, instancia que no juegan desde el 2015. Ganan los italianos por tres a cero y consuman el milagro.

Hasta esta eliminatoria, ambos equipos sólo se habían enfrentado en la competencia en fase de grupos. Y en sus dos presentaciones en el estadio Olímpico italiano, los catalanes nunca ganaron: cayeron 3-0 en la temporada 2001-02, y empataron 1-1 en la 2015-16. En cuanto a la Roma, nunca en su historia pudo remontar una desventaja de tres goles.

Con estos antecedentes, los italianos sorprendieron de entrada y achicaron la distancia en la eliminatoria a los seis minutos. Tras un pase largo frontal de Daniele De Rossi en al medio de los centrales, Edin Dzeko la bajó, aguantó y definió ante Marc-Andre ter Stegen para el 1 a 0 que los dejaba tan solo a dos tantos más de clasificarse.

Compartir
Comunicador y Diseñador Publicitario.